Parte Social

6 formas de gustar más a las personas

Cuando se trata de nuestra vida social, podemos decir que buscamos dos cosas básicas en general, la primera es la aceptación y la segunda es la generación de influencia en otros. Estas dos cosas van ese orden porque no podemos influir en otros sin antes haber sido aceptados, pero sí podemos ser aceptados sin generar influencia alguna. En todo caso y -de nuevo- hablando en general, para lograr ambas debemos gustar a las personas, pues entre más gustemos, más aceptación e influencia tendremos a nivel social.

Por eso, en este artículo quiero darte varias formas en las cuales tu puedes gustar más a los demás sin dejar de ser tú. Pero antes de llegar ahí tenemos que entender…

¿Qué es gustar?

Las relaciones humanas -por lo general- tanto amigables como románticas, se construyen siguiendo el siguiente patrón:

Atracción —> Gusto —> Enamoramiento —> Amor

Lo que nos atañe en este artículo es la segunda etapa, o sea el gusto. Para entenderla, veamos brevemente la primera. La atracción es todo lo que te encanta de una persona sin necesidad de conocerla, cosas como su tono de voz, su apariencia física, su estilo de vestir o moverse, lo que otros dicen de él/ella, etc.

Pasas a la segunda etapa cuando conoces a la persona, y cada cosa que descubres en ese conocimiento mutuo te gusta, cosas como sus valores, sus sueños, sus creencias, su sentido del humor, etc. O sea que, el gusto sólo puede ocurrir cuando lo/la conoces a él/ella personalmente. Y cabe aclarar que, puedes llegar a gustar a otros aún cuando no les hayas atraído, sólo que la atracción facilita la llegada a este punto, puesto que las personas estarán más predispuestas a conocerte si se sienten atraídas por ti.

Y eso es el gusto, trata de que cuando otras personas te conozcan, se sientan seguras, cómodas y plácidas por quién eres, a tal punto que te aceptan, e inclusive, logras tener un impacto e influencia sobre ellos.

Claro que, habrán quienes no estén muy convencidos de qué tan bueno sea preocuparse por gustar a otros y dirán cosas como: <<pues si le gusto a alguien bien, sino también, ellos verán>>. Pero, si eres seguidor de esta página y de contenidos similares, ya debes saber sobre la importancia que tienen el tipo de personas con las que pasas el tiempo, por eso te daré…

Razones para gustar más

(1) Tendrás más

Aunque suene intuitivo, el hecho de que puedas gustar más a las personas te hará tener una mejor conexión y relación con ellos, lo cual te hará tener más amigos, te permitirá cerrar más ventas y contratos, podrás emprender más proyectos, tendrás más salidas y aventuras, y lógicamente, tendrás más citas y pretendientes/pretendientas.

(2) Te verás más atractivo

Las personas que más gustan son aquellas que irradian carisma y son más influyentes, las cuales son características que suman mucho en la escala de tu atractivo, cuya consecuencia será que muchos deseen pasar más tiempo contigo y conocerte más, e incluso, que atraigas más personas a tu circulo de influencia.

(3) Vaticinador de popularidad y de aceptación social

En cualquier grupo social al que quieras entrar, el hecho de que gustes o no tendrá un peso mayor al momento que decidan aceptarte o rechazarte. El peso que tiene es tan grande que supera cosas como tu situación económica, tu estatus o posición jerárquica, y tu atractivo físico.

Obviamente que, si tienes belleza, dinero o posición privilegiada, eso ayudará a que gustes más. Sin embargo, recuerda que el gusto se da desde el momento en que te conocen, y si la persona que están viendo en ti no gusta, es probable que no te acepten en ese grupo y mucho menos de que seas popular.

(4) Mayores oportunidades profesionales

El Australia Journal of Psichology encontró que quienes más gustan tienen más probabilidades de mantenerse en sus puestos de trabajo. No porque tengan mejores habilidades técnicas, no porque sean más talentosos, sino porque gustan.

Una persona que gusta trabaja mejor con las personas porque sabe cómo relacionarse mejor con ellas. Y como comentario personal, una persona que gusta tiene más posibilidades de obtener el trabajo porque el hecho de gustar denota un buen nivel de confianza y conexión entre ambas partes.

(5) Mejor desempeño

La empresa TalentSmart, la cual es una autoridad a nivel mundial en temas de inteligencia emocional, hizo un estudio con más de un millón de personas y encontró que las personas que más gustan superan en desempeño a las personas que no gustan tanto.

A comentario personal, las razones que explicarían esto pueden ser porque tienen mejores conexiones con las personas, lo cual les pone a su disposición mayores herramientas, también que suelen ser personas más positivas y optimistas lo cual les permite enfrentar de mejor manera las adversidades, entre otras.

Así pues, si estas razones son los suficientemente convincentes para que tú quieras empezar a gustar más, entonces te interesará saber…

Formas para gustar más a otros

(1) Señalarlo

Los humanos somos criaturas graciosas cuyos comportamientos no siempre residen en la lógica y el sentido común, lo cual nos lleva a tener sesgos extraños como el sesgo de amplificación de señal. Este sesgo ocurre cuando la gente tiende a pensar que sus señales sociales son claras, pero de hecho, no lo son. En otras palabras, las personas piensan que las cosas que hacen son lo suficientemente evidentes para indicarles a otros que gustan de ellos, aun cuando no es así.

Pero, ¿por qué pasa esto? Simple, miedo al rechazo. Estamos asustados por la posibilidad de no ser correspondidos de la misma manera por otra persona que nos gusta. Por tal motivo, y sobre todo cuando llegamos a etapas adultas, tendemos a ocultar lo que sentimos generando así un circulo vicioso donde como yo no doy señales obvias de que me gustas, tú crees que no me gustas, y por miedo a ser rechazado tú no me muestras que yo te gusto, y al final los dos creemos que no nos gustamos.

Te has de estar preguntando ¿qué hacer ante eso? La respuesta está en los niños, pues si los miras, ellos no tienen reparo en mostrar cuando gustan de otros, por ejemplo, imagina dos niños que no se conocen, uno se acerca al otro y le dice <<oye me gustas, seamos amigos>> acto seguido, ambos se ponen a jugar y se crea la amistad más fácil del mundo.

Infortunadamente, crecemos y nos llenamos de desconfianza tanto hacia nosotros mismos, como hacia otros, por eso podemos empezar señalando las pequeñas cosas que nos gustan. Por ejemplo, si alguien dice algo que resuena en ti, dile que te gusta lo que acaba de decir; si alguien tiene un estilo genial, dile que te gusta su estilo; si alguien baila espectacular, dile que te gustan sus movimientos; etc.

Tenemos que empezar a expresar más lo que nos gusta que guardarlo solo para nosotros, y más cuando se trata de cosas buenas. La frase <<me gustas>> suele tener un efecto poderoso en el oído de quien la recibe, por eso no prives a otros de saber que han generado gusto en ti, eso derribará el miedo al rechazo que hay entre ambos, lo cual es importante porque…

(2) Nos gusta la gente a la que le gustamos

Si existiera un axioma en la sabiduría social, ese sería: gusta de más personas y más personas gustarán de ti.

Cuando tú superas tu miedo al rechazo de decirle a otra persona que gustas de él/ella, inmediatamente también superas el miedo al rechazo de esa persona. Así que, si la otra persona también gusta de ti, ya no tendrá miedo en decirte. Es más, el simple hecho de saber que otros gustan de nosotros es una especie de bálsamo subconsciente.

Si no me crees, ponte a pensar en las personas más populares e influyentes que conozcas, todas ellas comparten este punto, gustan de muchas personas, por tanto muchas personas gustan de ellas. Cuando llegan a un sitio desprenden mucha energía con una amplia sonrisa y no sienten miedo en saludar y de decirle a las personas lo que les gusta de ellas, por ejemplo, se acercan a alguien y dicen <<Hola, ¿cómo estás? oh! nuevo peinado, se ve genial, me gusta que siempre te cambias y te renuevas>>. En otras palabras, estas personas populares e influyentes son claros con las señales sociales que envían.

De modo que, desde ahora muestra con mayor claridad tus señales sociales tal como lo vimos en el punto uno, verás que a los demás se les facilitará mostrar las señales de ellos hacia ti. Y en caso de que quieras saber qué cosas son más efectivas para mostrar tus señales sociales, entonces usa el…

(3) Efecto de atracción de similitud

Si bien existe un cliché que dice que los opuestos se atraen, en la realidad nos suelen gustar más las personas que son como nosotros. Aquellos con los que tenemos más cosas en común -apariencia, estilo, sueños, experiencias, valores, principios, gustos, intereses, etc.- son aquellos que más nos gustan.

Si quieres haz este ejercicio, mira a tus amigos y pregúntate cuáles son las cosas que comparten y tienen en común. Te darás cuenta que entre más cosas compartan y tengan en común, tenderás a gustar más de esa persona y a tener una relación más profunda con ella.

Incluso, puedes utilizar a tu favor este efecto en tu vida profesional. Por ejemplo, si eres vendedor y tienes identificado a tu cliente potencial, vístete como él/ella lo haría, frecuenta los lugares que él/ella visitaría y compórtate como él/ella lo haría. De esta forma, tú podrás conectar mejor con esa persona y tus ventas se dispararán.

Pero, si no quieres parecerte a otros, sino que quieres mantenerte en tu línea, igual podrás gustar a otros si eres capaz de…

(4) Destacar las similitudes

Por muy diferentes que aparentemos ser a simple vista de otras persona, te aseguro que compartimos bastantes cosas con ellas, y como dijimos en el punto 3, nos gustan las personas que son iguales a nosotros, por eso si queremos gustar más a otros, debemos encontrar lo que nos hace iguales.

Para encontrar las similitudes que tenemos con otros, primero debemos detectarlas. ¿Cómo? Observando, escuchando y socializando. Haz las preguntas adecuadas, fíjate en su apariencia y en su comportamiento, será cuestión de tiempo para encontrar aquello que tienes en común con él/ella.

Una vez detectadas las diferencias, sólo debes mencionarlas. Por ejemplo, si alguien dice algo con lo que tú estás de acuerdo, dilo;  o si alguien le gusta una canción que a ti te fascina, felicitalos diciendo que a ti también te gusta, y si quieres, puedes pedir que choquen las manos o darle un abrazo, lo que resulte más calibrado socialmente para ese momento.

Y si quieres ir más allá, puedes utilizar las similitudes detectadas para hacer preguntas sobre ello y ampliar la conversación, e incluso, puedes proponer planes relacionados con la similitud. Esto hará que el acompasamiento social que se está generando se fortalezca aún más.

Pero, cuidado, no se trata de inventarse similitudes solo por gustar, por tal motivo si de verdad quieres gustar, debes…

(5) Ser auténtico

Una persona que aparenta o pretende ser alguien que no es sólo por gustar, está cavando su tumba social porque, a la corta o a la larga, las personas se darán cuenta de las incongruencias y las mentiras, y eso quitará cualquier gusto que se haya generado, pues se sentirán traicionadas.

Por tal motivo, si bien las personas que tienen similitudes se gustan más entre ellas, el hecho de que no tengas una similitud con alguien en una cosa en particular, no implica que no puedas gustarle. Sé real, verás que ellos apreciarán eso y gustarán más de ti por mostrarte como eres. Por ejemplo, si una persona le gusta un genero musical que no te gusta, se lo puedes decir asertivamente y mostrarle qué música te gusta a ti.

Es más, en una investigación de la UCLA, le pidieron a los participantes que calificaran 500 adjetivos que se relacionaban con gustar más a otros. Contra todo pronostico, los adjetivos mejor calificados no tenían nada que ver con ser inteligente, extrovertido o atractivo físicamente; los mejor calificados estaban más relacionados con la sinceridad, la transparencia y la capacidad de entendimiento.

Así pues, aunque no seamos del todo iguales, las personas preferimos estar con aquellos que sean honestos e íntegros, aun cuando no se parezcan tanto a nosotros. Porque cuando construimos una relación estamos construyendo un puente entre dos abismos, y conforme más nos adentramos en esa relación, más fuerte se hace ese puente y más corta se hace la brecha de ese abismo. Sin embargo, cuando la relación se crea basada en mentiras es como poner un puente colgante quemándose y arrojar pólvora al vacío que los separa, cuando las mentiras se descubren, el puente cae y la pólvora explota haciendo que la brecha de los abismos se vuelva más grande.

Aunque tenemos que aclarar que, los 5 puntos anteriores son impracticables si tú no puedes…

(6) Gustar de ti mismo

Si tú no gustas de ti mismo, cómo esperas que otros lo hagan.

Este es el punto más difícil, pero enriquecedor de todos los mencionados. El más complicado porque el mayor desafío de gustar más no se encuentra hacia afuera, sino que se encuentra en nuestro interior, y el hecho de gustar sin que tú te gustes puede resultar tan mal como cuando no eres auténtico. Y enriquecedor porque sólo podrás gustarte después de un trabajo exhaustivo de auto-conocimiento, aceptación y mejora de todas las áreas de tu vida.

Es más, pienso que este punto debe ser el primero que deberías aplicar antes de pasar a cualquiera de los otros, pues si este no está resuelto, los otros tendrán un efecto nulo o a medias. Por consiguiente, si quieres saber cómo empezar a mejorar este punto, te invito a leer este artículo: Tú atraes lo que eres.

…Por último

Quiero hacerte una invitación especial. Cada jueves a las 8:00 pm COT en nuestra página de Facebook de Ser Insoslayable estamos haciendo una transmisión en vivo de nuestros conversatorios, donde hablamos de temas muy interesantes como este que acabas de leer, es más, este tema lo tocamos más a profundidad en el conversatorio que hicimos el 02 de agosto del 2018, el cual se llama ¿cómo gustar más a las personas? Si te interesa, lo podrás ver a continuación:

Sin más por agregar, que sepas que estás totalmente invitado a los próximos conversatorios que tengamos y, que cualquier aporte, sugerencia u otro para los conversatorios es más que bienvenido.


Gran parte de lo que has leído acá está basado en este artículo.

Querido lector, te agradezco mucho por haber llegado hasta acá, recuerda que me gustas y que me encanta que te intereses por este tipo de temas. Espero que desde ahora gustes aún más a las personas y que tu vida social alcance niveles insospechados. Si tienes aportes, opiniones, preguntas, o quieres contarnos alguna anécdota referente al tema, entonces te invito a dejar todo eso en los comentarios. Y si consideras que lo que has leído te ofreció inmenso valor, como esto se trata de gustar, hazle saber a los contactos de tus distintas redes sociales que te ha gustado este artículo y que les recomiendas que lo lean. Hasta una próxima publicación.

Ser Insoslayable

Jean Pierre B

contacto@serinsoslayable.com

+57 3016348177

Dejar un mensaje

Your email address will not be published. Required fields are marked *