Parte Espiritual

La fe, el elemento indispensable para tu vida

Escrito por Ivan Ortegón

<<Ver para creer>>

Cuántos de nosotros no habremos escuchado o dicho esa frase que representa una fuerte creencia, y que se nos ha arraigado como si fuera una verdad absoluta. Fuera de ser cierta, y de ser la razón más evidente por la cual el ser humano se alejó -o ha sido alejado- del poder que tiene la fe, no como símbolo de religiosidad -que también-, si no como base para dirigir el propósito por el cual ha venido a este mundo.

Sin la fe, las cosas que han sido creadas en el plano material no existirían, si nuestro espíritu no hubiese sido dotado con el arma de la fe, la idea actual de poblar marte o viajes al espacio serían una utopía. Sin embargo, no es nuestra culpa del todo, pues si vemos al frente un futuro desalentador, eso es precisamente lo que unos pocos quieren que veamos, porque saben del verdadero poder que tiene la fe. Y al contrario de esta, el miedo, la desesperanza, la envidia, el odio y demás emociones biológicas inherentes y tan terriblemente poderosas; son usadas para que terminemos diciendo ante ideas de total luminosidad: Sigan teniendo fe.

Mejor: Creer para poder ver

No hace falta que gastes tu dinero en el tarot o que alguna persona prediga tu destino, donde haya algo que te apasione, los ingredientes para fortalecer la fe en que puedes lograr lo que quieras en tu vida son: la disciplina, el compromiso, la responsabilidad, y el sacrificio.

Nada que verdaderamente valga la pena en la vida es ni será fácil, y se debe pagar un precio por ello. Dicho esto, ya puedo imaginar tu mente boicoteándose y diciendo <<¿Por qué te molestas en hacer eso si ya vives bien?>>. Pero ese tipo de pensamientos debilitan la fe y fortalecen el <<ver para creer>>, y no lograrías imaginar cuán dóciles y manipulables son aquellos que aman el conformismo.

Por otra parte, si en tu mente te dices <<puedo verme en un lugar mejor haciendo lo que me gusta con esas claves>>, ahí es cuando fortaleces tu fe, es decir, vives con la idea arraigada de Creer para poder ver y no necesitas la validación de nadie. Porque sólo siendo un alma libre y resuelta, ha sido la única manera en que personas como Steve Jobs, Bill Gates, y Mark Zuckerberg, se han convertido en personalidades tan conocidas por su éxito, y por su manera de interponer sus creencias frente a mentalidades limitantes.

¿Cómo aumentar tu fe y vivir tu realidad deseada?

Ahora, quiero compartir contigo, cómo la imaginación vívida de lo que quieres para tu día a día, evaluado por los 4 ingredientes (disciplina, compromiso, responsabilidad, sacrificio) de 1 a 10, cada uno por aparte, te puede acercar a aquel sueño que diste por perdido. Y verás cómo gradualmente, el aumento de tu fe irá creciendo y llegarás a vivir en esa hermosa realidad que tanto anhelas.

Para ello, ejecuta las siguientes cuatro acciones:

  1. Al levantarte, dedica 5 minutos solo para ti, donde meditarás o agradecerás por las cosas que tienes o vas a tener en tu vida.
  2. Escribe 10 grandes o pequeños logros de tu vida, eso te dará la motivación suficiente para ir por más.
  3. Escribe los logros por alcanzar, y ya teniéndolos frente tuyo, evalúate de 1 a 10 para ver qué tanta disciplina, qué tanto compromiso, qué tanta responsabilidad, y qué tanto sacrificio, le estás inyectando para cumplirlos. Llegarás a preguntarte <<¿estoy dispuesto a pagar el precio?>>. La brecha entre un deseo y un sueño es muy grande, pues de deseos y buenas intenciones está compuesto el infierno.
  4. Haz lo anterior durante 3 meses. Recuerda que la madre de la retención es la repetición, si lo haces frecuentemente, al punto en que se torne en un habito, el éxito será cuestión de tiempo, un fruto de tu crecimiento, y un fruto de tu propia fe.

Querido lector gracias por haber llegado hasta este punto. Espero que la fe que tengas en los objetivos de tu vida, sea tan grande que su consecución será solo cuestión de tiempo. Si tienes algún aporte u opinión, déjala en los comentarios. Si consideras que lo que has leído puede serle de gran utilidad a otros, comparte este artículo. Hasta una próxima publicación.

Ser Insoslayable

Ivan Ortegón

contacto@serinsoslayable.com

1 comment

Dejar un mensaje

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.